Contacte con nosotros
Categorías
Newsletter

Buscar en el blog

Rss feed
ADIN
ADIN
Comercio asociado a ADIN-FADIN

El riesgo de los rayos en el mar

Pubicado el : 06/10/2016 07:05:07
Categorias : Seguridad en el mar para la náutica de recreo: Blog de Promonautica Rss feed

La caída de un rayo durante una tormenta, provoca la descarga de hasta 200.000 Amperios y hasta 100 millones de Voltios; una fuerza desatada de la naturaleza que puede llegar a producir 10.000 millones de Julios de energía. Por este motivo la caída de un rayo puede llegar a provocar enormes daños daños materiales y graves heridas e incluso la muerte a los seres vivos.

Los rayos se producen por la diferencia de potencial entre dos puntosLos rayos son una descarga eléctrica súbita, producida por la diferencia de potencial eléctrico entre dos puntos. Las nubes se cargan de electricidad debido a la fricción con los gases de la atmósfera, cuando esta carga tiene el suficiente potencial se produce la descarga eléctrica en forma de rayo. La descarga se realiza hacia el punto más próximo con polaridad distinta a la de la nube, por lógica el punto de más altura sobre un plano es el que tiene más probabilidades de recibir la descarga. Sobre el mar un barco siempre es "el punto más alto sobre el plano", por lo  que tiene probabilidad de ser alcanzado por un rayo. En términos estadísticos la probabilidad es baja, pero debemos estar preparados.

 

 

¿Cómo protegernos de los rayos?

El rayo normalmente incidirá en el punto más alto de una estructura y recorrerá el "camino más fácil", es decir: el que ofrezca una mejor conductividad eléctrica. En un velero, impactará en lo alto del mástil y recorrerá el camino ofrecido por el mástil y los obenques, en el caso de veleros modernos el mástil estará directamente conectado a la quilla que ofrecerá un punto de descarga a masa favorable para la disipación del rayo. También podemos dotar al barco con un sistema de pararrayos, que debe ser instalado por un especialista y cumplir unos requisitos mínimos, tras los correspondientes cálculos y simulaciones en función de la instalación del barco; distribuir adecuados supresores de sobretensiones repartidos estratégicamente en diferentes puntos

  • La resistencia total desde el pararrayos hasta la placa debe ser inferior a 0'03 Ohms
  • La trayectoria debe ser directa y sencilla, evitando conexiones o curvas y ángulos en el elemento conductor
  • La placa de descarga, en contacto con el agua, debe ser de superficie no inferior a 0'2 m2 y más de 4mm de espesor
  • Las partes metálicas interiores se conectarán a la placa de descarga (motor, partes metálicas del timón, etc)

 

En cualquier caso no es aconsejable la instalación de "pararrayos de fortuna" tales como instalar una cadena desde los obenques al agua. Estos sistemas aumentan el riesgo de ser alcanzados por la descarga mientras realizamos la instalación y, en caso de descarga, podrían provocar daños importantes en el casco al no contar la cadena con un material aislante.

Cómo protege un pararrayos en un barcoUn pararrayos protege una superficie igual volumen de un cono con un ángulo de 60º desde su vértice. En el caso de los veleros, es suficiente para proteger toda la embarcación, sin embargo en el caso de barcos a motor, no existen puntos suficientemente altos para proteger la totalidad. Los disipadores estáticos son la alternativa al pararrayos convencional en barcos a motor. El disipador está formado por una serie de puntas dispuestas de manera radial alrededor de un punto, que emiten iones a baja intensidad, lo que evita la formación de cargas estáticas a bordo, evitando que el rayo descargue sobre el barco. Mientras que el pararrayos “conduce” el rayo, el disipador evita que éste descargue, si no totalmente, sí en parte, disminuyendo de manera notable sus consecuencias.




Consejos en caso de tormenta eléctrica

Tanto si se cuenta con una instalación de pararrayos como si no, en caso de tormenta eléctrica es aconsejable:

  • No permanecer en cubierta
  • No tocar puntos metálicos de la embarcación o conectados a la instalación eléctrica: obenques, guardamancemos, barandillas, nevera...
  • Permanecer tumbado en el punto más bajo de la embarcación
  • Desconectar todos los aparatos eléctricos.
 
En caso de ser alcanzados por un rayo, y previa atención a la salud de las personas, inspeccionaremos, en primer lugar el casco en busca de posibles vías de agua. Debemos también inspeccionar toda la jarcia, especialmente los stays y obenques con especial atención a sus enganches con el mástil de aluminio y con la cubierta. Comprobaremos todas las conexiones eléctricas y haremos prueba de cada equipamiento en busca de posibles averías.

Compartir este contenido

Añadir un comentario

 (con http://)

Los precios incluyen impuestos (IVA 21%). Promonautica.com, todos los derechos reservados.