Nos encantaría conocer tu experiencia.
×
Haga clic en la parte de la página que desea dar su opinión sobre
×
La retroalimentación le permite reportar problemas relacionados con nuestro sitio web. También te animamos a enviar comentarios e ideas generales.
Califique su experiencia con este elemento específico
Por favor, seleccione un tema
¿Cuál es tu sugerencia?
Email
¿Qué tan probable es que recomiendes nuestra tienda?

Reparar Gel Coat

Reparar Gel Coat

El Gel Coat es la pintura que cubre la fibra de las embarcaciones, dándole ese aspecto brillante y suave al tacto. Para los pequeños golpes o desconchones en la obra muerta (por encima de la línea de flotación) que no afecten a la fibra ni comprometan la flotabilidad del barco, puedes hacer la reparación tú mismo de forma rápida y sencilla.

Los pequeños golpes o desconchones en el Gel Coat deben ser reparados rápidamente si han dejado al descubierto el laminado, pues éste, al ser muy poroso absorbe agua con facilidad, produciendo el debilitamiento de la estructura.

En primer lugar, con una rasqueta, retiraremos los restos de gel coat dañados, hasta asegurarnos de que lo que queda alrededor del golpe no tiene grietas ni fisuras. Lijaremos con una lija seca, de grano 360, los bordes del gel coat y la superficie del laminado, con suavidad. A continuación limitaremos la zona a reparar con "cinta de carrocero". Observar en este punto el estado de la fibra, si ha sufrido algún daño, deberemos aplicar primero un tratamiento para reparar la fibra a base de resina epoxi.

Mezclar bien con el catalizador

El Gel Coat se repara con gran facilidad aplicando los productos adecuados, existen en el mercado envases de pequeñas cantidades de Gel Coat preparado, como por ejemplo Plastogel de Soromap, bastará mezclarlo con el catalizador  y aplicarlo con una paleta extendiendo bien la pasta para rellenar todos los huecos. El Gel Coat preparado es una pasta bastante espesa, que no se descuelga en superficies verticales, por lo que se puede trabajar con bastante comodidad. Deberemos aplicar una capa ligeramente más gruesa que el Gel Coat original, pues al secar la pasta ésta disminuye de volumen. Una vez seca, pasadas unas 4 horas aproximadamente, podemos lijar la superficie con una lija seca de grano fino, para igular toda la superficie del Gel Coat, y pulir con una pulidora. Si el Gel Coat aplicado es con parafina, será fácil conseguir el brillo y textura original.

Nota: (Recomendamos esta operación sólo para pequeñas reparaciones por encima de la línea de flotación y siempre que no afecten la estructura. En caso de daños graves en la fibra o golpes por debajo de la línea de flotación, aconsejamos que se dirija a un astillero para que valoren y reparen en profundidad los daños.)

Comentarios